Recetas veganas, consejos y curiosidades para ver la vida desde un lado más verde

¿Comer vegano en Marbella?- Manuka: cocina gourmet eco-friendly

Comer vegano en Marbella no es tan difícil como puede parecer. Por suerte, es una ciudad muy diversa, y no todo son marisquerías de lujo, asadores y lugares sólo para ciertos bolsillos.

comer vegano en marbella - manuka

Navegando por Facebook me salió un anuncio de un restaurante en el centro comercial  La Cañada. Todos los platos tenían muy buena pinta: vistosos, bien presentados y con mucho colorido.

Lo que más me atrajo fue que anunciaban comida orgánica, simple y natural. Nada de aditivos ni comidas preparadas.

Manuka no es un restaurante en el que encontrarás un plato de “nuggets” o croquetas: Aquí solo sirven comida de verdad, de productores locales, sin azúcares refinados y presentada con mucha elegancia.

En su propia carta cuentan cómo obtienen sus productos de los agricultores cercanos,  usan aceites prensados en frío, sal marina sin refinar, y solo endulzantes naturales. ¡Incluso ofrecen la posibilidad de cocinar la comida en aceite de coco!

Su misión es ofrecer “comida natural, con integridad como lo hace la tierra”

Fui un poco a la aventura con una amiga vegetariana, sin saber qué nos íbamos a encontrar, con la esperanza de que hubiese algo más que ensaladas, y no teniendo que modificar mucho los platos – como por desgracia suele ocurrir.

comer vegano en marbella - manuka

Por suerte, Manuka tiene muchísima variedad de platos para veganos y vegetarianos: una sección completa de boles de quinoa sin gluten y cargados de proteínas, arroces, hamburguesas, ensaladas frescas( ¡También hay una opción para los crudiveganos!) e incluso pasta sin gluten de calabacín para celíacos.

comer vegano en marbella - manuka
Punch de proteína -Bol de Quinoa y boniatos

Nosotras optamos por compartir, así que nos pedimos un super bowl de quinoa. ¡Completísimo! Con garbanzos, frijoles negros, boniatos y una salsa de aguacate y cilantro.

Este “punch de proteína” estaba espectacular, aunque incluso mejor cuando mezclamos un poco con la salsa tipo curri que traía la hamburgesa ¡Delicioso!

Además del bol de quinoa nos pedimos una hamburguesa vegana de boniatos y garbanzos.

Nunca había probado una hamburguesa hecha de boniatos, y tengo que reconocer que me encantó, (casi más que el bol de quinoa).

Viene acompañada de verduras al horno (boniato, berenjena, zanahorias etc…), y una salsa de cacahuetes ecológicos de curri que estaba de chuparse los dedos. ¡Tanto que acabamos mezclándola con el bol de quinoa.

La presentación de los platos es de revista. Vienen perfectamente emplatados, y combinando los colores de los alimentos para crear fotos dignas de las mejores cuentas de foodies de instagram.

comer vegano en marbella - manuka
Hamburguesa vegana de boniatos

Quizás sí que nos chocó un poco que la hamburguesa viniese servida sin pan, ya que anunciaban en la carta que tienen un pan negro al carbon vegetal que nos llamó la atención. Pero suponemos que había que pedirlo aparte. Una pena que no nos lo avisase la camarera, ¡Porque sonaba delicioso!

También el acompañamiento de verduras al horno del plato de hamburguesa era un poco escueto, para nosotras que somos de “buen comer”.  Quizás al haber tenido el pan hubiese sido aún más saciante. Nosotras nos quedamos con esa sensación de que nos faltaba algo, así que echamos mano a los postres.

Aquí, los vegetarianos tienen mucha suerte. Las tartas tienen una pinta de vértigo: cheescake, brownie o Tarta de manzana entre otras.

Por desgracia no hay ninguna tarta para veganos, aunque les dejamos nota y ¡esperamos que incluyan alguna dentro de poco!

Mi amiga probó el brownie, que venía acompañado de helado de vainilla y además tenía un toque distinto: En lugar de las nueces a las que estamos acostumbrados en estos postres, ¡esta versión venía con semillas de calabaza!, y según me dijeron, es todo un acierto.

comer vegano en marbella - manuka
Brownie vegetariano con pipas de calabaza y helado de vainilla.

Tiene una seccion de batidos y smoothies que no llegamos a probar, ¡pero nos lo apuntamos para otra ocasión!

En total nos gastamos 33,30€. Un precio bastante normal para ser comida solwfood ecológica. Cada plato cuesta alrededor de los 11€ aproximadamente, y los postres rondan los 6€, unos precios estándar para un restaurante por la zona de Marbella.

En resúmen, si buscas un lugar para comer vegano en Marbella, es una opción muy recomendable. Un restaurante precioso y tranquilo, donde desintoxicarse desde dentro, comiendo sano, natural y sin aditivos. Quizá solo pondría el “pero” en que echamos en falta un poco más de cantidad de comida, ¡Y es que está tan bueno que sabe a poco!



Deja un comentario